25 de noviembre de 2021

Feliz día del TENS

Un afectuoso saludo de todo el equipo:

Un gran porcentaje de quienes trabajan en Centro Médico del Trabajador ostentan esta importante profesión, que en nuestros centros médicos son cruciales en dar una atención de excelencia a nuestros pacientes. Acá los queremos homenajear, a través de la voz de sus propios compañeros.

Como cada 25 de noviembre, es el turno de saludar a los Técnicos Paramédicos y Técnicos de Enfermería de Nivel Superior (TENS), por su importante labor en todos los niveles y sistemas de la salud nacional. En Centro Médico del Trabajador (CMT) su trabajo es fundamental pues son quienes atienden directamente a los trabajadores que se someten a exámenes ocupacionales en nuestras sucursales desde Antofagasta a Concepción, en los operativos que empresas realizan en terreno y en las salas de primeros auxilios y policlínicos que CMT opera.

Paola Mendoza es la TENS con mayor antigüedad laboral de CMT, una persona muy querida y muy comprometida. Hace 5 años dejó atrás una larga y agotadora trayectoria de trabajo y turnos en la UCI – que le dificultaban estar presente para sus hijos – y se incorporó a Centro Médico del Trabajador. Luego de tomarse unos meses sabáticos postuló a un aviso de trabajo que vio en una plataforma online. “Quedé súper sorprendida en la entrevista, porque nunca te entrevista el gerente general. Además, don Ignacio es muy diferente al prejuicio que uno tiene de cómo es un gerente general”, dice sonriendo. Recuerda que el trabajo le pareció un bonito desafío personal: “Me llamó la atención porque era algo nuevo para mí. Quería aprender, después de 22 años haciendo siempre lo mismo”.

Pero no sólo eso le pareció atractivo, también la calidad humana que intuyó desde el ofrecimiento inicial y que se confirma a diario en su trabajo en Centro Médico del Trabajador. “Fueron muy accesibles, estuve una semana en Santiago capacitándome, me pagaron el viaje, la estadía, el viático y me preguntaban cómo me sentía”, recuerda Paola. Esa mística continúo al llegar a Concepción a armar la sucursal: “Ver al gerente general que limpiaba, barría, te motiva a apañarlo, porque ves que quieren que las cosas resulten. Empecé sola acá en un local chiquitito. Salimos a comprar las maquinarias, las instalamos, tuve que desarrollar mi capacidad resolutiva”, explica. Hasta 2018 estuvieron solas con la secretaria en esa sucursal, pero de a poco empezaron a reclutar a colegas TENS y llegó Pablo Parra a labores de jefatura y gestión: “Ahí empecé a enseñarles, como me enseñaron a mí antes. Yo sigo enseñando y aprendiendo, con la misma política de que la idea es trabajar en equipo y que todos sabemos hacer de todo”, explica.

“Yo me siento feliz en mi pega, me gusta lo que hago, me dan oportunidades, escuchan mis problemas. Me siento valorada, apreciada. Quiero seguir aprendiendo y creciendo. Me gustaría poder estudiar una carrera administrativa para proyectar un trabajo administrativo en el futuro”, cierra Paola.

Así como Paola lo ha vivido desde el sur, María José Uribe lo ha experimentado desde el norte. Desde la sucursal de La Serena, lleva casi 4 años trabajando en el Centro Médico del Trabajador de forma muy comprometida, en un lugar donde es muy querida y que ella valora profundamente en su trayectoria laboral: “Te da la oportunidad de desarrollarte en distintos ámbitos de la salud ocupacional. Por ejemplo, tomar espirometrías, audiometrías, cosas que salen de lo común en lo que es el desarrollo de un técnico en enfermería. Me dio la oportunidad de poder desarrollarme con cursos y eso es lo que más me gusta de trabajar aquí”, explica. En este día especial, María José reconoce estar muy orgullosa de su trabajo y muy contenta, pues le gusta mucho su carrera: “Me gustaba el área de la salud. A lo mejor se piensa que ser TENS a lo mejor es algo básico y que no tiene tanta importancia en el área de la salud. Sin embargo, hoy desarrollamos un papel fundamental donde sea que estemos trabajando. Es casi la cabecilla de todo el desarrollo. Es la mano de obra más necesaria dentro de cualquier lugar de salud”, explica con entusiasmo. Además, Uribe destaca su versatilidad: “Acá puedes ser administrativa, trabajar en laboratorio, en un hospital, en urgencia y todo el trabajo es distinto. Eso es lo entretenido y bueno de ser TENS: Que nunca paras de aprender”. Y eso tan fundamental es lo que mantiene entusiastas y motivadas a nuestras TENS. En su trabajo nunca se para de aprender y en Centro Médico del Trabajador eso es parte crucial de nuestra cultura.

Compartir: